El boom de las carreras de caballos en China genera un posible gran negocio para la ArgentinaEconomía 

El boom de las carreras de caballos en China genera un posible gran negocio para la Argentina


En Hong Kong también hay fervor por las carreras de caballos Crédito: Archivo/AFP

CÓRDOBA.- La apertura del “mercado” para las carreras de caballo en China, algo que está generando furor en ese país, generó una oportunidad de negocio para una empresa cordobesa que recompacta fardos de alfalfa. Se trata de Alfasud, que está enviando un container de prueba para ser usado como alimento de los animales. De poder continuar con los envíos, ese mercado que se abrió en China le permitirá mejorar la rentabilidad.

Alfasud lanzó su empresa hace nueve meses y comparte el proyecto de la recompactación de alfalfa con la planta Molyagro en Tancacha, en el departamento Río Tercero de Córdoba. Hace días presentaron una nueva prensa de tres pistones, accionados por un motor eléctrico de 15 HP y 11 Kw de potencia instalada, única en el mercado, que en 50 segundos reduce el fardo de alfalfa a menos de la mitad de su tamaño tradicional (de 90 centímetros a 35 cm), manteniendo su peso de aproximadamente 23 kilogramos.

Jorge Mansilla, coordinador del grupo, explicó a
LA NACION que se abrieron puertas con pedidos de cotización en Shangai (China) y en Dubai, todas operaciones destinadas a la alimentación de caballos de carrera.

“En China, después de la legalización de las carreras hay un boom y se mueven muchos recursos. Enviamos ahora un contenedor de prueba”, dijo.

Los minifardos tienen una ventaja competitiva que contribuye a mejorar el manejo, almacenaje, transporte y calidad nutricional de la alfalfa y permiten llevar el negocio a mercados más lejanos.

El fardo comprimido resuelve “uno de los principales inconvenientes que tiene este producto en su comercialización, que es el alto costo del transporte, por el gran volumen que ocupa en relación a su peso”, señaló Mansilla.

Así se hacen los minifardos

01:07

Video

Un contenedor de 40 pies puede llevar mil minifardos versus los 450 de los comunes, es decir, 22,5 toneladas contra 10,1.

Respecto de los valores, el ejecutivo indicó que en la Argentina un fardo de 22 kilos se paga $130 (unos US$3,10), lo que implica unos $6000 la tonelada (algo menos de US$130). Un contenedor, con esos precios, ronda los $126.000.

En tanto, puesto en Shangai, el contenedor se pagaría unos US$7000 (alrededor de US$350 el fardo). Masilla plantea que, descontados los costos aduaneros, administrativos y logísticos, la rentabilidad rondaría entre US$800 y US$1000 por container.

Vale recordar que, en diciembre pasado,
la Argentina firmó con China un protocolo para exportar equinos en pie a ese mercado.


Integrantes de la empresa que desarrolló el producto Crédito: Alfasud

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Articulos relacionados