En un año, los salarios perdieron el 11% frente a la inflaciónEconomía 

En un año, los salarios perdieron el 11% frente a la inflación

En febrero los salarios volvieron a perder frente a la inflación y en los últimos 12 meses acumularon una pérdida de 11%.

De acuerdo a los datos del INDEC, el índice de salarios del total de los trabajadores registró en febrero un incremento del 2,7% frente a una inflación del 3,8%.

Newsletters Clarín

Qué pasó hoy | Te contamos las noticias más importantes del día, y que pasará mañana cuando te levantes

De Lunes a viernes por la tarde.

Recibir newsletter

Con relación a un año atrás, los salarios en promedio aumentaron un 34,6% y la inflación interanual ascendió al 51,3%. Esta diferencia de 16,7 puntos equivale a una pérdida salarial del 11%.

Los trabajadores privados no registrados (“en negro”) fueron los más perjudicados. Mientras en febrero, los asalariados informales (“no registrados”) tuvieron un alza salarial del 2,6%, en 12 meses tuvieron un incremento nominal de apenas el 31,5%  En consecuencia, perdieron el 13,1% del poder adquisitivo salarial anterior. Además, en promedio, los asalariados informales ganan menos de la mitad de los que están registrados.

Los trabajadores estatales tuvieron una suba interanual del 35,6%, con una pérdida real de 10,4%. En tanto los trabajadores en blanco del sector privado perdieron el 10,6% porque sus salarios aumentaron el 35,3% interanual.

Por su parte, también a febrero, el Ministerio de Trabajo informó que  entre los trabajadores registrados privados hubo una pérdida interanual  de 159.400 empleos y el salario nominal promedio se incrementó 38% frente a febrero 2018, ubicándose en promedio en  $38.242. En tanto la mitad de esos trabajadores percibió  menos de $ 29.617, con un aumento del 36,2%.   Dentro del sector privado, en febrero de 2019 se redujeron tanto los asalariados registrados (-159.400)

Los asalariados y empleados públicos, privados y de casas particulares registrados suman casi 10 millones y otros 4,7 millones son informales. En consecuencia, la caída del poder adquisitivo de los salarios, agravado por el menor empleo explican el fuerte retroceso del consumo de las familias.

Articulos relacionados