un-arquero-argentino-fue-expulsado-porque-no-pudo-aguantarse-las-ganas-de-ir-al-banoDeportes 

Un arquero argentino fue expulsado porque no pudo aguantarse las ganas de ir al baño

Joaquín Pucheta orinó detrás del arco en el final del partido que su equipo, Macará, le ganó por 1-0 a Orense en el fútbol de Ecuador.

El arquero argentino Joaquín Pucheta protagonizó una insólita situación y fue expulsado por orinar fuera de los límites del campo de juego, en el partido que su equipo, Macará, le ganó por 1-0 a Orense, por la novena fecha del torneo de fútbol de Ecuador.

// Por un brote de COVID-19, Águilas Doradas disputó un partido con siete futbolistas y el arquero suplente jugó de defensor central

El futbolista chaqueño, de 28 años, vio la tarjeta roja de parte del árbitro Roberto Sánchez Rodríguez, cuando ya se cumplía tiempo adicionado en el estadio Bella Vista.

Es que el exarquero de Estudiantes de Buenos Aires y All Boys fue advertido por personal auxiliar de Orense que estaba “haciendo sus necesidades fisiológicas detrás de las vallas publicitarias”, según informó el diario El Expreso.

El juez resolvió echar a Pucheta (que en el segundo tiempo había atajado un penal a Daniel Angulo) por asumir “una conducta antideportiva”, según explicó, una vez finalizado el encuentro.

Tras la expulsión, el mediocampista Segundo Portocarrero (autor del gol del triunfo) ocupó el arco en el Macará, que es dirigido por el DT uruguayo Eduardo Favaro y se encuentra en la quinta posición del torneo con 15 unidades.

Joaquin Pucheta, de gran temporada en el fútbol de Ecuador, vistió los colores de All Boys, en la Argentina.

En el conjunto de Ambato también se alistaron los defensores Damián Schmidt (ex Instituto de Córdoba) y Matías Cortave (ex Brown de Adrogué), además del atacante Muriel Orlando (ex Huracán).

Pucheta, un futbolista solidario

Pucheta se hizo conocido en nuestro país, no solo por ser el arquero de All Boys, sino porque en medio de la pandemia del coronavirus, el año pasado, tuvo un gesto solidario. Junto a su familia y un grupo de amigos decidió realizar una olla popular para darle una mano a las personas que peor la estaban pasando en medio de la cuarentena.

“Un día tuve la idea y se la comenté a Rodrigo, que está siempre firme junto a mí. Ahí decidimos empezar con este proyecto, junto a la familia”, le cuentó Pucheta a TN y aclaró: “No te voy a mentir, a nosotros no nos sobra nada, pero invertimos y con la ayuda de los vecinos, que donaron cosas, se nos hizo más fácil”.

La acción se llevó adelante en el mes de mayo, cuando más apremiaba el virus y la cuarentena era muy estricta.

Nosotros somos una familia humilde. Mi viejo es albañil y lo veo en el día a día lo que es, lo que significa. A mí no me sobra nada, pero trato de ayudar a los que no tienen”, resaltaba el arquero, que hoy triunfa en el fútbol ecuatoriano.

Articulos relacionados