la-ropa-y-el-calzados-son-los-bienes-que-mas-aumentaron-en-los-ultimos-cinco-anosEconomía 

La ropa y el calzados son los bienes que más aumentaron en los últimos cinco años

Argentina consolida una inflación promedio anual del 56%, según un informe privado.

21/11/2022 16:36

Actualizado al 21/11/2022 16:36

Las prendas de vestir y calzado son los bienes que más aumentaron en los últimos cinco años: para adquirir hoy una unidad de prendas de vestir hay que destinar un 31% más de otros bienes y servicios que lo que se destinaba en diciembre 2017, según revela un informe del Instituto Argentino de Análisis Fiscal (IARAF).

“Con el de octubre, Argentina consolida una inflación promedio anual del 56% en los últimos cuatro años. Esta elevada inflación ha generado cambios importantes de precios relativos”, apunta Nadin Argañaraz, director del IARAF.

En los últimos tres años el precio relativo de las prendas de vestir y el calzado se mantuvo por encima del que había en diciembre de 2017. En efecto, el consumidor promedio tiene que destinar hoy un 31,2% más de otros bienes y servicios para comprar una prenda de vestir que lo que destinaba en diciembre de 2017.

Los alimentos y las bebidas sin alcohol son los bienes que más han aumentado su precio relativo, durante los últimos cinco años, después de prendas de vestir y calzado. En los últimos cinco años se han mantenido por encima del precio relativo que tenían en diciembre de 2017. En la actualidad hay que destinar un 10% más de otros bienes y servicios para comprar un alimento o bebida sin alcohol que lo que se destinaba en diciembre de 2017.

“El desafío de bajar la tasa de inflación desde los niveles actuales es paralelo al de reacomodar precios relativos, ya que se requiere una baja sostenible de la tasa de inflación. Los sectores con ingresos fijos, trabajadores y jubilados, vienen sintiendo de lleno el impacto inflacionario en sus bolsillos. El problema no es de un gobierno y requiere un esfuerzo conjunto para evitar que se siga profundizando”, señala Argañaraz.

En cambio, los servicios públicos son los que más se han abaratado. Si se toman los precios de 2017 como base 100, hoy ese costo bajo a 59.

Mientras el índice de precios núcleo corre a una velocidad del 80% anual, los precios regulados (que incluyen las tarifas y otros bines y servicios, como las prepagas y las cuotas de los colegios privados) se vienen moviendo 20 puntos porcentuales por debajo, en tono al 60%, según la medición del IARAF.

En lo que va del año, los productos textiles son los que más subieron en la medición del INDEC y acumulan un alza del 103,1%, mientras el índice general aumentó 76,6%.

Desde la Cámara de la Indumentaria (CIA) adjudican las suba a los aumentos que vienen registrando los insumos, en especial el algodón. Y desde la Fundación ProTejer, también se encargaron de explicar que el dato del IPC del Indec está “mal representado” porque no pondera los nuevos canales comerciales con precios más accesibles y competitivos que los shoppings.

Tras los aumentos de los últimos meses, el ministro Sergio Massa amenazó al sector con abrir la importación para forzarlos a bajar los precios.

Esto gatilló que a comienzos de noviembre se llegara a un acuerdo entre la Secretaría de Comercio, la Federación de Industrias Textiles Argentinas (FITA), y las empresas del rubro para mantener fijos por 60 días los precios promedio de octubre.

El acuerdo, que además contempla un abastecimiento razonable al mercado, prevé que una vez cumplido este plazo los precios de los productos se adecuarán por 90 días a la variación del tipo de cambio oficial del dólar.

AQ

Articulos relacionados